Procedencia: Chile

Clasificación Alianz: Grupo II

 

ESCRITO POR: : Dr. Cristopher Vega González.

ORIGEN: Chile, región del Libertador Bernardo O’Higgins.

UTILIZACIÓN: Perros de trabajo y utilidad.

CLASIFICACIÓN ACW: Grupo 2.

  • BREVE RESUMEN HISTÓRICO: La historia del Dogo Chileno se remonta al

siglo XIX cuando María Colina y Juan Alvarado llegan a Chile desde Francia y

trajeron con ellos, unos perros con rasgos similares al Dogo de Burdeos, línea

Toulouse. Una vez introducidos en Chile, se empiezan a reproducir entre sí,

llamando la atención de los lugareños, ya que estos perros poseían una singular

estructura y versatilidad para el “trabajo en el campo”. Al paso del tiempo, se

fueron cruzando con perros autóctonos de la zona, híbridos de cruces de

American Pitbull Terrier de los cuales heredan la determinación y

polifuncionalidad y Braco Húngaro de Pelo Corto (Vizsla), de los cuales

heredan el fuerte instinto de caza y quien además potencia el color, café rojizo,

con el que venían los perros de Francia, línea Toulouse.

Al paso del tiempo, María y Juan fueron seleccionando perros de los cruces

híbridos de las razas anteriormente señaladas, los cuales compartían rasgos

morfológicos similares, y así es como comenzaron a darle la tipicidad a la raza,

basándose en la funcionalidad, carácter, estructura y color. Hoy en día, Pablo

Rojas Alvarado y Oscar Zamorano Chávez, heredaron los perros de sus abuelos

(María Colina y Juan Alvarado), con los cuales siguen seleccionando y

trabajando, en base a la tipicidad y funcionalidad de la raza Dogo Chileno.

  • Apariencia General: Es un perro mesocéfalo moloso de aspecto imponente,

sólido y de pelaje corto. Debe representar un perro bien balanceado, fuerte,

musculoso, ágil y activo, de silueta simétrica.

  • Características: Se caracteriza por un ser un perro con un carácter dominante

pero no agresivo ni tampoco tímido. Se busca un ejemplar equilibrado, que

denote estar atento a todo lo que sucede a su alrededor. Se destaca su gran

amor por los niños, como también por su propietario(a). El comportamiento

agresivo con el ser humano no es característico de la raza, por lo que esto seria

extremadamente indeseable. Son perros que tienen un gran nivel

hiperactividad, por lo tanto necesita de un mínimo de espacio y dedicación

óptimo para no provocar estrés. Esta raza se caracteriza por su gran

rendimiento físico, ya que no tiene limitaciones morfológicas y es por eso que

se le denomina como una raza de trabajo, deportiva y/o polifuncional. • Cabeza: Es del tipo mesocefálica, singular y es un elemento clave en la

tipicidad de la raza. Esta debe ser grande y ancha, dando una impresión de gran

poder. Vista de frente, la cabeza tiene una forma levemente triangular y vista

de perfil, el cráneo y el hocico son paralelos entre sí, unidos por un stop

(depresión fronto-nasal) definido y moderadamente profundo. Los arcos supra

orbitales sobre los ojos son bien definidos pero no pronunciados. La cabeza es

bien definida, uniendo resistencia, elegancia y carácter. Los músculos de las

mejillas (masetero) son prominentes sin presencia de arrugas, solo cuando el

perro está en atención, se forman arrugas en su cabeza, lo que da al Dogo

Chileno una expresión singular. El hocico, es profundo y ancho, siendo

ligeramente más corto que el cráneo. Los hocicos demasiados cortos no son

deseables, además no debe ser puntiagudo ni tener comisuras labiales

demasiado pendulantes y nunca denotar una mandíbula débil.

  • Mandíbula: La forma correcta e ideal es el cierre «Tijera», en donde los

incisivos superiores encajan perfectamente por sobre los incisivos inferiores.

Al ser una raza nueva, podemos encontrar algunos ejemplares que muerdan en

Pinza y Prognatismo Leve, siendo siempre deseable, el cierre Tijera. La

dentadura debe estar completa, bien alineada y limpia.

  • Trufa o Nariz: Debe ser proporcionalmente grande y los orificios nasales

anchos.

  • Ojos: Son de tamaño medio y forma almendrada, atentos, bien

insertados, separados entre sí y profundos en el cráneo. No se admiten ojos de

color azul y de distintos colores entre sí.

  • Orejas: De tamaño medio, colgantes y triangulares. Pueden ser de un color algo

más oscuro que el manto. Son de implantación alta en ambos lados del cráneo,

pegadas a las mejillas.

  • Cuello: Es potente, musculoso y de longitud moderada. Presenta una ligera

curvatura o arco en la nuca. El cuello se va ensanchando gradualmente a

medida que desciende desde el cráneo hasta el punto en que se junta con los

hombros.

  • Miembro Anterior: Son de huesos firmes y proporcionalmente gruesos. No se

debe caer en exageraciones que afecten la funcionalidad. Son rectos mirados de

frente formando un paralelismo entre ambas patas delanteras. Los músculos

escapulares deben ser bien definidos. Los codos deben ir bien apegados al

cuerpo, estos no pueden estar girados hacia afuera o hacia dentro. La zona

articular del carpo debe ser firme, flexible y recta en relación al radio cubito y

al metacarpo. La pisada no debe estar desviada hacia afuera o hacia adentro,

además las falanges (dedos) deben permanecer juntos y/o cerrados.• Cuerpo: Hombros fuertes, una caja torácica amplia, el dorso es musculoso y

firme. La línea superior ligeramente descendente desde la cruz hasta la grupa.

  • Miembro Posterior: Al igual que en el miembro anterior, son de huesos firmes

y proporcionalmente gruesos. Vistos de perfil, los posteriores deben presentar

buena angulación, los corvejones son bien angulados y deben ser

perpendiculares al suelo. Vistos desde atrás los corvejones son rectos y

paralelos entre sí. Esta zona debe tener una gran y definida masa muscular, que

destaque que es un perro de trabajo y que garantice una gran potencia de

arranque.

  • Pies: Son redondos, fuerte, compactos y firmes. Las falanges o dedos deben

permanecer juntos o cerrados. No deben abrirse formando un «pie de pato». El

concepto del pie ideal es: «Pie de gato». Las almohadillas son duras, resistentes

y bien acolchadas. Los ergots (dedos supernumerarios) pueden y/o deben ser

removidos.

  • Cola: Es gruesa en la base y se estrecha a hacia la punta. Esta no debe

sobrepasar de largo al corvejón. Cuando el perro se desplaza, la cola es llevada

a nivel con la línea superior. Cuando el perro esta en atención, o en

movimiento, la cola va erecta, sin que – idealmente – sobrepase la línea

superior.

  • Pelaje: Se caracterizan por tener el pelo corto, brillante, compacto y tupido.
  • Color: Solo se acepta el color café rojizo, café cobrizo o rojo. Puede ser más

claro, siempre y cuando, se mantenga la tonalidad rojiza. Se desea una buena

pigmentación. Se permiten manchas blancas delimitadas en el antepecho y en

las extremidades de los miembros.

  • Tamaño ó altura a la cruz: Machos: 60 a 68 cm. Hembras: 58 a 65cm.
  • Peso: Machos: 45 a 50 kg. Hembras: 43 a 48 kg.

“El Dogo Chileno debe ser tan poderoso como ágil, por lo que su altura y peso

son muy importantes”.

  • Movimiento: Tiene movimientos ligeros y elásticos, pero que ponen de

manifiesto su fuerza y confianza. Cuando trota su movimiento no demuestra

esfuerzo, es suave, poderoso y bien coordinado, mostrando buen alcance en el

tren anterior y buena propulsión trasera. En el movimiento, el dorso

permanece nivelado, presentando apenas un ligera flexión que indica

elasticidad. Vistas de cualquier lado, las piernas no se giran ni hacia adentro ni

hacia fuera y los pies no se cruzan ni interfieren entre sí. Conforme aumenta la

velocidad los pies tienden a converger en dirección al centro de línea de balance.

  • Faltas: Cualquier desviación de los criterios antes mencionados se considera

como falta y la gravedad de ésta se considera al grado de desviación del

estándar y de sus consecuencias sobre la tipicidad, salud y el bienestar del

ejemplar.

– Ausencia de algún miembro o parte del cuerpo (congénito)

– Mandíbula en Prognatismo moderado a exagerado y Enognatismo.

– Falta de tipicidad.

– Pelo largo.

– Ojos azules o de distinto color.

– Criptorquidismo o monorquidismo.

– Agresividad o extrema timidez.

– Sordera unilateral o bilateral.

– Cola Cortada o ausencia de cola.

– Pigmentación Albina y Merle.

– Falta de desarrollo óseo muscular (debilidad).

– Trufa parcialmente pigmentada en ejemplares adultos.

– Dientes pequeños, débiles o enfermos.

– Presencia de ectropión o entropión en sus párpados.

– Falta de angulación de cualquiera de sus trenes locomotores.

– Grupa más alta que la cruz.

– Machos y hembras cuyo peso no se adecue a lo establecido en el presente y no

guarde relación con su talla.

N.B.:

  • Los machos deben tener dos testículos de apariencia normal completamente

descendidos en el escroto.

  • Sólo los ejemplares funcionales, clínicamente saludables, con la conformación

típica de la raza y mandíbula en tijera, deberán usarse para la crianza.